DE CARA AL MAR

BRAINSTORM CONSTANTE

Todo lo que sale del cerebelo, en todo momento y en todo lugar. Intentá entenderlo.

D I S T A N C I A

Escrito por decaraalmar 15-03-2019 en Casa. Comentarios (0)

15/3 - 1:43 - Mar del Plata



Perfecto, está. ¿Qué podemos hacer al respecto? ¿Afrontamos el desafío?. Te propongo una aventura, de esas que no se corroen con el paso del tiempo. Cada uno con su baraja volvió a repartir, y ya no importa quien tiene el ancho de espada, lo importante es saber que no la acompañen un 4 y un 5. Miremos el vaso medio lleno.


¿Dulce o Truco? Prefiero el dulce truco de saber como el azar nos encuentra. Y para eso solamente resta saber hacia donde vamos. Nadie lo sabe, ni nosotros te diría. Es más, no te avecines a los que crees que pasará, porque el sentimiento solito lo acomoda. Probemos con todos los elementos de la tabla periódica, las constelaciones, un pentagrama y la vibración de nuestras cuerdas vocales como para arrancar. Y despreocupate que si falla, siempre hay plan B. Ah... lamento informarte que no va a fallar, y que aunque los detractores internos hagan palanca, los impulsos externos derribarán ese muro de desidia, extorsión, tristeza, melancolía y pensamientos estancos que te genera la rutina.

Siempre es bueno reconocerse insistente. No al punto de quedar pesado como sopa de chancho, pero si presente, cordial, químicamente combinable. 

Lo que sucede es que nada ha cambiado desde aquel día. ¿O si?. "Vot si al 2019" a ese día, a esas tardes, paseos, caminos, fotos con filtros y al natural, que se yo. Cuando te sacuden de lejos y te atraviesan como el "tucumano" Krupoviesa al "Rolfi" Montenegro, cuesta muchísimo terminar de encaminar la situación. Esta claro que es una fantástica situación. 

Respiramos fuerte a diario, profundo. Aún no se bien qué reflexiones te abundan o qué simbología llevás en tu sístole y diástole constante. La verdad me tiene intrigado. Watson no tiene la respuesta a todo lo que quiero saber, o necesito saber, o me imagino saber. Pero lo único que tengo clarísimo es que el camino va por ahí, por esa sonrisa contaminada por la desazón que con la brisa del mar se puede transformar en infinita. Y con tu alma de diamante seguramente acá brillarás hasta la eternidad.




El Destino

Escrito por decaraalmar 14-03-2019 en Casa. Comentarios (0)

14/3 - 1:07 a.m. - Mar del Plata


Aprovechemos el hoy porque es hoy. Hoy.  Puede que no haya lógica en todo lo que nos planteamos a diario y eso que vinimos a hacer se vea brutalmente modificado. Acciones, decisiones, circunstancias, influencias, deseos, gustos, disgustos y todo lo que nos prepara un nuevo amanecer.

Buscamos no volver a repetir errores del pasado, quizá volver a tropezar sea el mayor temor, pero inexorablemente debe suceder eso para empezar a desandar el camino de las certezas. Lo que si, lo que no, lo que ni, lo que tal vez, lo que un rato. No todos indagan en sí mismos para ver si finalmente llegarán lejos, o si se dejan llevar con un "flota flota" en una pileta sin agua. Más vale música en oído que reproches diluídos. Siempre.

Y encima nos cuesta largar los viejos hábitos que marcan nuestra personalidad a fuego y nos estructuran de por vida. Si ablandásemos un poco lo anteriormente mencionado, la tolerancia modificaría esa rigidez que proviene de lo más profundos de nuestros conocimientos. Y hablando de conocimientos, como dice mi abuela: "Aprender no ocupa espacio". 

Por eso me permito aprender de vos, querido destino. ¿Como estás? Un gusto. 

No se si venís a traerme cosas copadas, o a avisarme que en alta mar los remos quedaron bastante degradados por el salitre con su Nitrato de Potasio o Nitrato de Intentarlo. Que se yo changuito, a mi el árbitro me dijo "juegue" y yo acá con la 10 en la espalda como Román, pongo el cuerpo e interpreto este deporte. El remo será eterno. 

Allá a los lejos me encuentro tipeando para sanar de algo, o no. ¿Me encuentro? ¿Nos encontramos? ¿O el tiempo, tirano y mezquino, nos domina por completo?  Yo creo en tus coincidencias y en las presencias. Pero más creo en tu paciencia. Tanta paciencia que me agota y destruye mi signo. La potencia, el fuego, la intensidad, el vértigo, la pasión, el sentir y todo lo demás, también. Y tu, la calma luego de tus tempestades y abruptos desengaños. 

En fin, entiendo tus intenciones de nublarme la tarde costera. Por las noches no solamente pienso en ella, sino en su sentir cotidiano, en su reinserción a la felicidad sincera, en sus ganas de patear el tablero o si finalmente, destino, la dejarás de donde provino.


 


 




Moramoramoramoraaaaaaaa

Escrito por decaraalmar 13-03-2019 en Casa. Comentarios (0)

13/3 - 1:48 am - Mar del Plata


Y al fin... sucede. Parafraseaba Gustavo Adrián en alguna de sus canciones. Probablemente no entendamos el origen, o si. A través del paladar propio y el paso inexorable de la vida, diversas sensaciones fluctuantes, que mediante instagram, nos mueven el amperímetro a niveles extremos. No frecuento hacer esto, pero las circunstancias de momento me hacen explayarme un poco.

¿Cómo se genera el bienestar? ¿Quién lo impone en nuestros pensamientos? ¿Qué hacemos para llegar lejos? ¿Es fácil caer en la vagancia neuronal? Probablemente si. 

Destinamos las horas en sobrevivir en un sistema vetusto y frágil. Deberían imprimir dinero (mucho) y ayudar a que la gente (nunca se sabe quién es "la gente") a que pague sus alquileres o compre su casa. No soy economista y lejos estaría de serlo y mucho más lejos de ejercerlo. Pero entiendo que si volvés de donde sea y el techo está, ya es ganar.

No se porqué pero creo que lentamente caemos en un lugar clásico, donde nada parece ser vistoso ni original. Pero ahí estamos para de vez en cuando lustrar el ingenio.

El ingenio que nos permite avanzar en lo que sea, cuando querramos y más aún si estamos defecando. Me dejo llevar por lo que tengo ganas de escribir en este mismo momento, sin restricción ni semántica alguna. 

Lo que sí quiero contarles, después de pavear como un campeón, es que nunca sabremos porque el amor nos llega cuando nos tiene que llegar. ¿Uno busca enamorarse de qué?. En los tiempos que corren la palabra "enamorarse" parece quedar lejos y olvidada. La masividad de sexos invade las hormonas y los estímulos son ingobernables. Foto, fotito, wallpaper, el ex, la ex, el chongo, la chonga, el emoji, la reacción, el texto, el visto, el "te clavó el tovís" y no te lo pudiste sacar de la frente todavía, el mal entendido, el directo, el zarpado, la nude, el "tirito", el exitoso, el padre de familia, el separado en blanco y negro con la vista perdida, la divorciada arreglada y el perro que siempre es un amor. 

Amor. Josema diría: "5 letras que resumen una sola palabra: Mucho cariño". Amor eterno por los libros de poemas de Josema.

¿Le tenemos miedo al amor? Que se yo. 

Lo que sí te puedo decir es que hay que ponerle actitud a todo. Sin actitud no se llega ni a un cuarto de los soñado o lo anhelado. Pero para esto debemos estar dispuestos a soñar. Les juro que no quiero caer en algo flashero, pero les propongo focalizarse en eso que queremos y les aseguró que llegará. 

Total la gente (que no sabemos quién es "la gente") saldrá a darnos sus consejos baratos para que nosotros sigamos haciendo lo que se nos cante el ano. Como hace Indra alias Bhavi que clavó este temaiken y lo canté todo el día.